La TV, responsable de la falta de diálogo entre padres e hijos a la hora de la cena

Según una encuesta de la consultora TNS Gallup, el 75% de la gente mira televisión a la hora de comer. ¿Cómo influye esta decisión en la relación entre los integrantes de la familia.

En las últimas horas se conoció una encuesta que realizó la consultora TNS GALLUP que arrojó que el 75% de las personas mira la televisión a la hora de la cena.  Un especialista analiza cómo influye la televisión en los vínculos familiares, especialmente en la relación padres-hijos.

El trabajo también demostró que el 65% de los entrevistados la considera como una influencia negativa para los chicos, aunque a la hora de la cena el televisor es el principal protagonista de la casa.

Para Evangelina Grapsas, directora de Psicólogos y Psiquiatras de Buenos Aires, si se trata de un grupo familiar, ese tiempo –destinado a mirar la televisión – podría estar siendo aprovechado de otra manera, como por ejemplo para conversar con los hijos para saber lo que hicieron durante el día. “Si hay un momento de encuentro privilegiado, ese es la cena en la que están todos los miembros de la familia en la casa”, expresó.
 
Para la psicóloga el tema más importante que está opacado por el predominio del televisor en la cena familiar tiene que ver con el seguimiento que los padres deberían hacer de sus hijos. “Hay muchos padres que no saben en qué andan su hijos, quiénes son sus amigos, qué cosas les preocupan. A veces en una casa se habla más del novio de una modelo que de las amistades de los chicos”, dijo.

 Cuál es el rol de los adultos

Para la especialista son los adultos los que tienen, como sujetos, que diferenciar los contenidos que vienen impuestos desde la televisión. Según sus declaraciones, si los adultos proponen el diálogo familiar habrá mayores posibilidades de escuchar a sus hijos  y debatir acerca de las cosas que les preocupan. “Con la televisión estamos con un discurso que viene de afuera, que no está procesado y viene impuesto porque está hecho por otros”, alegó.

Para Grapsas los más perjudicados con tanta televisión son los adolescentes y reconoció que los problemas de alcoholismo, drogadicción y casos de violencia –por los que atraviesan muchos de estos jóvenes-  se deben a la desconexión familiar y según su opinión la televisión influye para que eso se produzca.

Sin embargo, no todo resulta negativo en el mundo de la televisión. “Tampoco podemos decir que no sirve para nada. Hay algunas películas interesantes para compartir en familia o un noticiero. El tema es para qué se utiliza el objeto. Es una cuestión de medida”, aclaró.

Por último, Grapsas opinó que la televisión puede ser una buena compañía para las personas que viven solas,  y sugirió que esa actividad puede resultar.

Ver nota en minutouno.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s