“Un día dije: ´no voy a bajar los brazos, le voy a ganar a este problema que tengo porque el tenis es mi vida, es mi felicidad´”

038

En la nota Juan Martín del Potro se refiere a la lucha y al sacrificio que debió hacer para superar las cuatro operaciones que debió afrontar para volver a jugar al tenis. “Haber pasado por todos esos malos momentos me da como una paz interior, una energía y una fortaleza que me hace sentir muy bien”, asegura.

“Cada uno en lo más profundo de su corazón tiene la fortaleza de sobreponerse a cualquier piedra que aparezca en el camino. Gracias a mis padres y a mi grupo cercano que me inculcaron este tipo de valores y sacrificios antes la adversidad fue de lo que me agarré para sobreponerme a mis problemas”, sostuvo Juan Martín del Potro en conferencia de prensa el jueves 19 de abril en Haras del Sur donde se inauguró una un complejo tenístico que lleva su nombre.

“Delpo”, actual número 6 del ranking de la ATP, empezó a tener problemas en su muñeca derecha en el Abierto de Australia 2010. Ese mismo año, fue sometido a su primera operación. En marzo del 2014 se operó por segunda vez, pero esta vez fue en la izquierda y regresó a jugar en Sidney 2015. Luego de este torneo, nuevamente se resintió, aunque fue una cirugía menor, pero tuvo una intervención mayor en junio de ese año. En total, debió pasar cuatro veces por el quirófano. Sin embargo, nunca se dio por vencido. “Cada uno debe encontrar sus fortalezas en su interior para saltear la piedra que puede tener delante suyo. Lo puedo tener yo que juego al tenis pero que en definitiva soy una persona normal como todos. Lo puede tener un amigo con el estudio, le puede pasar a otra persona con su trabajo. No sé qué problema puede ser más o menos importante, pero a los problemas hay que buscarles las soluciones para poder salir adelante”.

Del Potro confesó que le costó mucho tiempo tomar la decisión de operarse por última vez y no dejar el tenis. “En ese período de incertidumbre y de tristeza yo veía esa piedra y no le encontraba la vuelta de como esquivarla, de saltarla o de pasarla por debajo. Y un día dije: ´no voy a bajar los brazos, le voy a ganar a este problema que tengo porque el tenis es mi vida, es mi felicidad´. Y en ese momento pensaba que el día de mañana si lograba sobreponerme a eso iba a volver a ser feliz haciendo lo que me gusta y lo iba a intentar”.

Por aquellos tristes momentos el tandilense era consciente de que nadie le iba a asegurar resultados positivos, ni mucho menos cómo iba a estar hoy y las cosas que le irían pasando. “Sin lugar a dudas que valió todo el esfuerzo, recorrer el camino con picos emocionales desde pasar por momentos de depresión a situaciones muy felices como en la actualidad. Haber pasado por todos esos malos momentos me da como una paz interior, una energía y una fortaleza que me hace sentir muy bien”.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s